El precio de la seguridad

Se libre

Seguro en algún momento hayas escuchado algo sobre la “Seguridad Nacional” o un acontecimiento demarcado con los fines de la misma, justificando medios que están mal vistos. Precisamente es, citando a Wikipedia:

“El concepto nació poco después de los atentados del 11-S en Estados Unidos, ya que a partir de esa catástrofe se empezó a percibir un cambio en las amenazas tradicionales de los estados. De pronto el enemigo, que siempre se había concebido fuera de las fronteras, se convertiría en global, hasta el punto de poder existir en diferentes territorios de forma descentralizada, incluso en el interior de las propias fronteras; y pierde el rostro, por lo que se hace cada vez más complejo prevenirlo y combatirlo. Dichas amenazas a la seguridad, se afirma, son, prioritariamente: el terrorismo internacional, la inmigración ilegal, el narcotráfico, la delincuencia organizada, la violación de las comunicaciones, entre otras” (https://es.wikipedia.org/wiki/Departamento_de_Seguridad_Nacional_de_los_Estados_Unidos).

Agrego: Entre las funciones de las que se encarga por velar cuenta la lucha contra el terrorismo, la seguridad fronteriza, inmigración y aduanas, seguridad cibernética y la gestión y prevención ante desastres (este es el caso de USA).

Dividendo

La cuestión de todo esto, es ¿en realidad se justifica todo esto? Verdaderamente tienen demasiado control, con solo ver las extensiones que poseen y bueno, el ejemplo de base es Estados Unidos, pero más allá de el muchos de los otros países lo toman como ejemplo y en el nombre de la “Seguridad Nacional” suelen tomar decisiones demasiado cuestionadas frente a su excesivo control.

Dividendo

Las políticas de Homeland Security han repercutido en los Estados en los que se aplica en un drástico recorte de las libertades individuales y colectivas de la sociedad civil, rebasando en algunos casos los límites de los Derechos Humanos, ya que se justifican medidas de control que afectan a la cotidianidad de la ciudadanía: controles en los aeropuertos, puertos y fronteras; control de la información; control sobre los flujos migratorios; implantación de sistemas de videovigilancia. El Estado se convierte en el Gran Hermano que todo lo sabe y todo lo controla. Ello ha generado multitud de respuestas de rechazo entre la población civil, que ha visto mermadas sus libertades y así lo han denunciado y lo continúan denunciando muchas entidades de derechos humanos (De Lluc Bagur, Maria (2015). El diccionario de la guerra, la paz y el desarme. Icaria. p. 180.).

Dividendo

También algunas organizaciones de ámbito internacional han propuesto modelos alternativos a la Homeland Security. En 1994 el programa para el desarrollo Humano de las naciones Unidas introdujo el concepto de seguridad humana como contraposición al paradigma imperante de la seguridad nacional, intentando implementar una visión más integral de la seguridad desde el punto de vista de las personas, garantizando las libertades y eliminando las necesidades y los miedos de los ciudadanos (https://derechoalaconsulta.files.wordpress.com/2012/02/pnud-informe-1994-versic3b3n-integral.pdf).

Por lo que respecta a la Unión Europea, la Estrategia Europea de Seguridad y el consenso europeo sobre desarrollo de 2005 clarifican que no puede existir desarrollo sostenible sin paz y seguridad y que, sin desarrollo y erradicación de la pobreza, no se podrá lograr una paz sostenible.

Confusión entre fines y medios

Se suele aducir (correctamente) que la inversión en la gente aumenta su productividad. A continuación se sostiene (erróneamente) que el desarrollo humano significa simplemente desarrollo de recursos humanos, aumento del capital humano.
Está formulación confunde fines y medios. Las personas no son meros instrumentos de producción. Y el propósito del desarrollo no consiste simplemente en producir más valor agregado, independientemente de su uso. Lo que debe evitarse a toda costa es ver a los seres humanos simplemente como medios de producción y prosperidad material, considerando que esta última es el fin del análisis casual: una asombrosa inversión de fines y medios.

TEORIA REALISTA

La seguridad nacional para todos los Estados es un interés vital al que ninguno renuncia a favor de otro debido a la falta de garantías que provee el sistema; en ese sentido los Estados se proveen su propia seguridad ya que la propuesta de seguridad colectiva, que bien es ideal, llevo al caos en 1919. Esa falta de garantías mencionada, que no es más que la anarquía que caracteriza al sistema internacional y que conlleva a la percepción de amenazas a los intereses y seguridad nacional de cada Estado. Lo que se ve reflejado en la formulación de su política exterior la cual contempla elementos militares, económicos y políticos que conlleven a la propia preservación y consecución de intereses.

5.1.3. PATRIOT ACT

Ley promulgada por el Senado y la Cámara de Representantes de los Estados Unidos con el objetivo de ‘disuadir y castigar los actos terroristas en los Estados Unidos y en todo el mundo, para mejorar las herramientas de investigación encargadas de hacer cumplir la ley, y para otros fines (‘Uniting and Strengthening America by Providing Appropriated Tools to Intercept and Obstruct Terrorism’, 2001). La ley es tenida en cuenta en la investigación pues demuestra la influencia neoconservadora en el Congreso norteamericano y el apoyo republicano a la gestión del presidente George W. Bush

Fuente: (https://repository.unimilitar.edu.co/bitstream/handle/10654/12613/Trabajo%20de%20grado.pdf;sequence=1).

Dividendo

El gasto en armas menoscaba la seguridad humana, al consumor preciosos recursos que podrían haberse destinado al desarrollo humano (Informe sobre desarrollo humano 1994).

¿Conclusión?

Restricciones y medidas han sido aceptadas alegremente por muchos ciudadanos como “el precio de la seguridad”. El proceso es siempre el mismo: un recorte de derechos cuya eficiencia en términos de seguridad no acaba nunca de verificarse y que, una vez introducida, ya no tenía vuelta atrás.

El efecto de unas medidas que no son efectivas para conseguir el efecto buscado, pero que sí generan una (falsa) sensación de seguridad, ha sido descrito como el “teatro de la seguridad”. Este “teatro” no solo refleja una profunda hipocresía y falta de liderazgo político que, como denuncia James Fallows en The Atlantic, se traduce en un grave dispendio de recursos públicos y en un grave recorte de las libertades.

El efecto Streisand (un fenómeno mediático en el que el deseo de evitar la divulgación de información que a uno le gustaría mantener oculta desencadena el resultado opuesto).

Fuente: (https://es.wikipedia.org/wiki/Efecto_Streisand).

Censura

La otra cara de la moneda

Si qué es cierto que tanta excesibidad de “Seguridad Nacional” puede afectarnos más que ayudarnos, incluso justificar medios que están totalmente en lo opuesto de lo que buscan defender, todo queda muy claro y más con las debidas fuentes ancladas, pero… desde los zapatos de la seguridad ¿cómo se toma? Me llama la atención porque fui miembro de las Fuerzas Militares de mi país y pues, en este caso les aporto una breve experiencia: resulta y pasa que mantener un control de una comunidad resulta exageradamente imposible y más cuando toca encontrar el problema reflejado en individuos, es un trabajo titánico y por lo que se recurre al seguimiento, partiendo bien de todos los registros fotográficos o en vídeo, a esto se le agrega información confidencial con detalles bastantes personales que se obtienen de diferentes dependencia con la petición de “Seguridad Nacional” y pues, gracias a esto se puede “esclarecer” más la búsqueda, pero no sabiendo que se tocó que recurrir a información “privada” qué incluso encierra a terceras personas que nada tienen que ver, es ahí el dilema de que para poder individualizar se expone en conjunto indirectamente (grave fallo a la privacidad de los entes limpios).

Otro caso es el de las grandes sitios de cadena: Donde a partir de que colocas un pie en su establecimiento estás permitiendo de que se te sea grabado, supervisado y seguido, todo con el fin de prevenir perdidas, rupturas, malos momentos y demás situaciones que afectan a la seguridad. Es por ello que las empresas de seguridad privada suelen ser bastante demandas y no creas que por un contrato flojo sino por una gran cantidad de dinero, en donde le das el control de la dependencia a dicha organización de seguridad privada para que llene el establecimiento de cámaras y cableado para prevenir en el 99% de los casos un robo y demás artimañas ¡un gran golpe para la privacidad! Si, tu rostro y movimiento quedan registrados durante un tiempo límite de días todo para prevenir como se menciona anteriormente, pero… ¿Significa que eres el problema? No, pero para individualizar toca exponer a todos por igual por imposibilidades técnicas, es por ello que mensualmente en muchos de estos sitios se suele aprender a cierta cantidad de “presuntos ladrones” o “desocupadores” gracias a dicho circuito, pero a costa de la privacidad del resto… ese es el dilema.

Me gustaría saber cuál es tu postura frente al dilema del precio de la seguridad

Camaras

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: